Aspecto de algunos de los daños que presenta el plantel.  Aspecto de algunos de los daños que presenta el plantel. Fotógraf@: SILVIA LOZANO
Publicado en Sociedad Miércoles, 10 Enero 2018 05:38

Padres de una escuela primaria exigen el regreso a clases

Escrito por

Las clases en la escuela Juan N. Álvarez, en Temixco, están suspendidas por el sismo de septiembre pasado; el Ineiem no ha entregado el dictamen sobre las condiciones del plantel.

Temixco, Morelos.- Padres de familia de la escuela Juan N. Álvarez, ubicada en el municipio de Temixco, afirmaron que hoy bloquearán la carretera federal Cuernavaca-Acapulco si no se reanudan clases de inmediato, luego de la suspensión de labores debido al sismo de septiembre del año pasado.

Santiago Castañeda Barón, representante de los comités de padres de familia de Temixco, dijo que ya son casi cuatro meses de que se cerró el plantel y hasta la fecha las autoridades dicen que no hay todavía un dictamen sobre las condiciones en las que se encuentra el plantel.

Los inconformes dijeron que la dirección de la escuela argumentó que no pueden abrir el centro escolar hasta que se cuente con condiciones seguras para la comunidad educativa.

Los papás y mamás señalaron que no están de acuerdo en que se continúe con asesorías sin clase presencial con maestras. “Las supuestas guías y al parecer no les interesa esta escuela. Ellos mismos han dicho que ya están los recursos para arreglar las escuelas, pero no lo han hecho… nos dan tareas, pero se complica y los niños no están aprendiendo. Aquí nadie tiene la culpa del temblor, pero a los maestros les pagan para que den clases y nos piden a nosotros, que no sabemos todo, que les ayudemos”.

Dijeron que la mayoría de los tutores están de acuerdo en que se asigne un espacio provisional como sede alterna, tal y como se ha hecho en otras escuelas, donde les han puesto aulas móviles o lonas.

Como en otros casos, temen que sus hijos pierdan el ciclo escolar o, en su defecto, que los estudiantes de sexto grado que pasan a secundaria no pasen el examen o lleguen sin saber nada de los contenidos programáticos y más tarde reprueben el año.

La directora de la primaria en el turno matutino, Liliana Solano Guevara, expuso que “es muy triste ver la realidad porque las autoridades tienen otros intereses de tipo política. Considero que la renuncia del profesor Pacheco (Fernando Pacheco Godínez) como titular del Instituto de la Educación Básica del Estado de Morelos, tendrá consecuencias porque él estaba muy pendiente”.

Dijo que hasta donde tienen conocimiento, son 272 escuelas que no han regresado por la misma razón, que el Instituto de Infraestructura Educativa (Ineiem) no ha entregado el dictamen sobre las condiciones del plantel. “A mí no se me ha hecho llegar ese reporte, por lo tanto, por protocolo no puedo decir que regresamos a las clases sin tener garantizada la seguridad para toda la comunidad escolar”.

Apuntó que se ha buscado una sede alterna pero no hay algún espacio adecuado que sea aceptado por los padres de familia y maestros, el plantel está ubicado en una zona alta y lo más cercano es un campo deportivo, donde los responsables han dicho que siempre hay actividades programadas y no es un lugar seguro para los niños.

Aseveró que el IEBEM les informó que les otorgarían aulas móviles, pero no han llegado porque tampoco hay lugar.

Dijo que el primer reporte de observación física no concuerda con quienes acudieron a realizar la visita ocular, porque el documento decía que el plantel estaba a punto del derrumbe, por lo tanto, se solicitó un segundo dictamen o reporte para tener la tranquilidad como trabajadores, para los padres de familia y los estudiantes.

Mencionó que al inicio del mes pasado se tuvo una reunión con directivos del IEBEM y les indicaron que el protocolo indica que hasta que no se tenga el segundo reporte o dictamen, no podrían regresar a ocupar las instalaciones.

Profesores de la misma escuela señalaron que hay un manual operativo del año 2011 del Instituto Federal de Infraestructura Educativa, en el que se exponen cuáles son las medidas de seguridad en materia de protección civil y ese plantel no las cumple, ni siquiera tienen rutas de evacuación. Además, expresaron que las autoridades no han dado por escrito las indicaciones de qué es lo que se tiene que hacer para que se pueda usar el centro escolar. “En caso de una contingencia, Dios no lo quiera, no tenemos cómo salir y entregar a los niños a sus padres. Hay una barda ladeada, hay un muro que se está cayendo, no hay escaleras de emergencia, tampoco existen tirantes en techumbre, entre muchas otras cosas, pero no se tiene el recurso económico para hacerlo”, agregaron, al apuntar que sólo reforzar las bardas costaría al menos 200 mil pesos.

 

 

 

Modificado por última vez en Miércoles, 10 Enero 2018 06:14
Publicado en Sociedad
Etiquetado como
Tlaulli Preciado

twitter.com/tlaorocio | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lo último de Tlaulli Preciado

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.