Daniel Alcaraz Gómez

Daniel Alcaraz Gómez

URL del sitio web: http://goo.gl/1lzdN8

Empresario admite que el fenómeno se da a nivel nacional.

El estado, igual que la mayor parte de las entidades en el país, enfrenta serios problemas en lo que se refiere al transporte, no sólo aquel relacionado con el traslado de pasajeros, sino en lo que tiene que ver con el de mercancías y la delincuencia ha venido dando duros golpes en ambos conceptos, indicó el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación, Jorge Mátar Vargas.

Destacó que de acuerdo a datos publicados por la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), las pérdidas por robo, extorsiones y hasta infracciones policiacas sin sustento, representa un alto porcentaje de los ingresos que debería tener esa actividad.

Manifestó que dichas cifras dan fe de que el transporte terrestre mueve el 50 por ciento de insumos, productos, materias primas, objetos que anualmente se desplazan en el país; algo así como unas 600 mil toneladas.

En lo que se refiere al empleo, es casi un millón de trabajadores los que se dedican al manejo de vehículos, generalmente grandes, porque se requiere de capacidad en el tonelaje para que el negocio funcione. Y ello, aclaró, sin considerar el rubro del transporte de pasajeros, tanto urbanos o foráneos, cuyas plazas son mucho más.

En lo referente a Morelos, Mátar Vargas destacó que respecto al traslado, la proporción es mayor que en otros estados; acá podría alcanzar el 90 por ciento, porque a diferencia de otras entidades, casi la totalidad de los productos alimenticios o mercancías, se traen de la Ciudad de México y es fácil hacerlo por carretera.

Pero los operadores no escapan de los actos de la delincuencia, no obstante que el trayecto a la capital, sobre todo por la autopista, debiera ser seguro. Constantemente son atracados en el camino, porque lo más lógico es que esta actividad se desarrolló durante horas de la madrugada, cuando no hay mucho tráfico y en la Central de Abasto de la CdMx es cuando se realiza el mayor número de ventas.

El transporte en sus distintas modalidades es un motor de la economía, al igual que en otras actividades, hay que invertirle constantemente y estar al día con la tecnología, para ser competitivos, lamentablemente no hay muchas líneas de crédito y apoyo para el sector, que contribuye en buena medida en el Producto Interno Bruto (PIB) de la economía en general.

 

 

 

Permisionarios y operadores de transporte público de la zona de Los Altos de Morelos, sobre todo de Atlatlahucan,  se quejaron de irregularidades en la prestación del servicio por la presencia de unidades sin permiso.

Previo a una reunión con el Secretario de Gobierno Pablo Ojeda y sus colaboradores, José Torres Delgado, concesionario de Atlatlahucan, manifestó que en aquella parte de la entidad hay escasa presencia de inspectores de la Secretaría de Movilidad y transporte (SMyT), lo que facilita actividades ilegales en la materia y destacó que existen serios conflictos que son motivo de riñas y enfrentamientos.

El secretario de Gobierno indicó que se realizarán operativos para verificar que quienes se dedican a esa actividad cuenten con los permisos correspondientes, pues sostuvo que “nadie puede obrar por encima de la Ley”.

Pero  Torres Delgado  recordó que desde hace muchos años vienen haciendo las mismas denuncias y peticiones, pero las cosas siguen igual, lo que les lleva a pensar que había compromisos con ex funcionarios de transporte estatal.

En particular, culpó al ex director de ese sector, Noé Sandoval  Morales, de haber vendido miles de permisos, con tintes políticos, porque la condición era apoyar al PRD en las elecciones del año pasado.

Aseguró que esa persona en la región oriente de Morelos fue donde más negocios hizo al respecto y que muchos de los beneficiados son los que amenazaron con bloquear carreteras en diversas zonas de la entidad.

Al respecto, Ojeda Cárdenas insistió en que la actual administración no tolerará ninguna acción de corrupción y en lo referente a Noé Sandoval Morales , recordó que ya tiene diversos procesos legales en su contra y las concesiones que prometió serán canceladas. Independientemente de ello, abundó, el trabajo de limpia (de transportistas ilegales) lo sigue realizando la Secretaría de  Movilidad y sólo es cuestión de tiempo para que alcance esa parte de la entidad.

Los operadores de unidades  reconocieron que han visto una actitud diferente en el gobierno actual, pero el trabajo de depuración va muy lento.

 

Espera que la medida acabe con el pirataje en el transporte.

Domingo, 05 Mayo 2019 05:17

Repunta ocupación en balnearios

Empresarios reportan una afluencia de visitantes positiva en la reciente temporada vacacional; buscan alternativas para mantener ingresos en el resto del año.

Luego de manifestar que el periodo vacacional con motivo de la Semana Santa fue muy bueno y generó una ocupación promedio del 80 por ciento en los más de 40 parques acuáticos y balnearios en Morelos, el presidente de la asociación del ramo, Mario García Ordóñez, señaló que ahora esas instalaciones recreativas viven, sobre todo, de los fines de semana.

Recordó que en este momento se vive el mejor tiempo del año en el rubro, porque la llegada del temporal de lluvias disminuye de forma importante la afluencia, y aunque buena parte de esos lugares se encuentran en la región surponiente de la entidad y la caída de aguas pluviales suele ser poco intensa,  son momentos muy pobres.

Pero es a finales y principios de año cuando las bajas temperaturas reducen aún más el nivel de visitantes y hay que gastar mucho en mantenimiento, sin contar con ingresos siquiera para pagar el personal, destacó.

Y a pesar de que reconoció a la Semana Mayor como muy intensa, aconsejó a los empresarios del ramo, sobre todo modestos, tener sus “guardaditos” a fin de poderle hacer frente a los tiempos difíciles, porque no pocos lugares son descuidados por falta de inversión en conservación y tampoco pueden ser competitivos cuando es necesario para recibir al turismo.

Desde luego que hay empresas muy consolidadas, que cuentan con campañas de publicidad dentro y fuera del país, no sólo en Morelos, de esa forma logran atraer tours que les dan vida casi en cualquier temporada del año e, incluso, ofrecen descuentos y paquetes atractivos para mantener el ritmo, sin embargo, el 80 por ciento del resto no disponen de esas ventajas y suelen venirse abajo, reconoció García Ordóñez.

Y son precisamente éstos, abundó, los que le apuestan a los fines de semana; sus clientes son -en su mayoría- locales, con algunos contingentes procedentes de la Ciudad de México, pero aun así, sus ingresos son suficientes para los gastos internos.

La ventaja en ciertos casos es que el agua que se utiliza proviene de manantiales o ríos, de tal manera que es poco lo que se invierte en ese que es el principal recurso, pero aun así, por poco conocimiento en administración, ahorro y gasto, hay mínimamente una media docena con deudas pesadas, debido al incumplimiento en el pago de impuestos y por el uso de aguas nacionales, manifestó.

 

 

 

Con el reemplacamiento, el transporte público aguarda la regularización: Márquez Cienfuegos.

Uno de los grandes conflictos que tienen los permisionarios del servicio del transporte público en el estado es el fenómeno del “pirataje”, ya que ni el servicio colectivo ni el de autobuses escapa a esas irregularidades, indicó el presidente de la Ruta 11, Jesús Márquez Cienfuegos.

El representante dijo que eso y el elevado índice de robo a pasajeros y operadores disminuye considerablemente el ingreso, lo que afecta sustancialmente a los choferes, porque se labora en función del pago de cuentas a los concesionarios y existen rubros que corren a cargo del personal.

Luego de que participó en el desfile del primero de mayo, Márquez Cienfuegos se quejó de que durante la administración anterior, la Secretaría de Movilidad y Transporte (SMyT) mostró altos índices de complicidad con los delincuentes y permitió el florecimiento de grupos irregulares en la prestación del servicio.

“Hay quienes, con unidades pequeñas y placas duplicadas o sobrepuestas, trabajan en zonas poco revisadas, como algunas colonias de Temixco y Jiutepec, por eso se espera que la renovación de las placas contribuya a una limpia en ese sentido, porque es algo que sólo es posible cuando se tiene complacencia de la autoridad”, aseguró.

Pero en el caso de la delincuencia, también es en lugares poco concurridos de Temixco, Emiliano Zapata y Jiutepec donde los atracos son recurrentes, y a pesar de que se solicita el apoyo de las autoridades competentes, el nivel de incidencia no disminuye y es causa de serios problemas para los trabajadores del volante, señaló.

“Afortunadamente, más allá del despojo del dinero a pasajeros y operadores, no hay casos graves que lamentar, pero esos delitos no son fáciles de probar y, en ocasiones, el permisionario exige la cuenta completa, dejando al empleado sin ingresos”.

Hay ocasiones en que las unidades sufren cuatro o cinco veces asaltos por semana y los ladrones se llevan lo de “una vuelta”, por eso se ha venido aplicando el mecanismo de entrega en cada viaje, a fin de que se maneje poco efectivo, acaso lo necesario para disponer de moneda fraccionaria para el cambio a los pasajeros, explicó.

Márquez Cienfuegos calificó la actividad del transporte como de alto riesgo, porque no se puede detectar cuándo alguna persona que sube va con malas intenciones. “No hay forma de controlar el ingreso a las unidades y el robo se facilita, más contra quienes salen muy temprano o les toca dar el último servicio”.

 

 

 

Domingo, 28 Abril 2019 04:21

Amenaza Xoxocotla con manifestaciones

Ante la falta de presupuesto para fungir como municipio indígena, grupos preparan protestas y bloqueos carreteros.

El reforzamiento de la vigilancia en bares, discotecas y centros de diversión ha dado resultados, la incidencia delictiva en estos lugares ha reflejado una disminución importante, sostuvo el presidente de la asociación de empresarios del ramo, Humberto Arriaga Cardoza.

Recordó que hace algunas semanas, mediante la participación de empresarios de distintas ramas de la actividad relacionada con la prestación de servicios y turismo, se logró poner en marcha el programa “soldado amigo”, que consiste en el patrullaje de elementos del Ejército por negocios como bares y discotecas.

La estrategia es de disuasión, aclaró, porque esos elementos no portan armas, pero su presencia garantiza que ante cualquier suceso delictivo, se cuente con reacción inmediata y, a partir de entonces, no se han tenido casos que lamentar.

Arriaga Cardoza reconoció que por el perfil de dichos negocios, los espacios parecieran generar condiciones para todo tipo de conflictos, no obstante, se ha logrado mantener el control y garantizar seguridad a la concurrencia.

Dijo que desde el desafortunado suceso del bar Sophya, hace ya algún tiempo,  al norte de la ciudad, no se han tenido acontecimientos que lamentar, y el trabajo ha dado los resultados esperados, por lo que se dijo agradecido de que la zona militar accediera a participar en las tareas de prevención.

No obstante, también aceptó que dada la percepción que se tiene respecto al nivel de delincuencia en el estado, la vida nocturna en Cuernavaca es cada vez más precaria, y la mayor parte de estos lugares, que en tiempos anteriores lograban asistencias por encima del 60 o 70 por ciento de su capacidad, sobre todo los fines de semana, ahora se ven más vacíos.

Respecto a declaraciones del presidente municipal capitalino, Antonio Villalobos Adán, en el sentido de que Cuernavaca es una cantina, destacó que puede haber apertura de ese tipo de negocios sin los permisos correspondientes, pero la asociación que encabeza cumple con todas las normas legales para su operatividad.

Arriaga Cardoza manifestó que muchos de los negocios sobreviven con base en los fines de semana, porque la llegada de visitantes de la Ciudad de México, sobre todo, les da vida, pero hay que reforzar la vigilancia y controlar los accesos para prevenir cualquier incidente, y en ello, el Ejército ha ayudado mucho, sentenció.

La transición de las facultades de las juntas laborales locales al Poder Judicial costará recursos que Morelos no tiene, dice el presidente de la Asociación de Abogados Laboralistas, Juan Juárez Rivas.

Es necesario que el gobierno del estado comience a establecer contactos con el gremio de abogados laboralistas para ir preparando el camino hacia la transferencia de las juntas locales en la materia hacia el Poder Judicial, indicó el presidente de la Asociación de Abogados Laboralistas, Juan Juárez Rivas.

Sostuvo que “nosotros continuamos insistiendo en que el nuevo sistema de justicia adversarial ha sido un verdadero fracaso; más aun, todavía no acaba  de concluirse ese proceso y nos encontramos en medio de dos sistemas que no resuelven las demandas de justicia y tenemos elementos para advertir que lo mismo pasará en materia laboral”.

Recordó que “hace unas semanas, asistimos a una reunión con el titular nacional de la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje (JFCyA), y el señor decía que para poder iniciar el nuevo sistema a través de los diversos Tribunales Superiores de Justicia se requerirá de un capital mínimo de 380 millones de pesos por estado”.

Y destacó que “¿de dónde se va a sacar, en el caso de nuestra entidad? porque a nivel local, el TSJ enfrenta de sí, serios problemas presupuestales para el desempeño de sus actuales responsabilidades, pero pronto deberá hacerse cargo de la justicia laboral”.

Incluso, calculó que el presupuesto requerido pudiera alcanzar los 500 millones de pesos, ya que se tiene que construir  un espacio como Centro de Conciliación que deberá ser el corazón y espíritu del nuevo sistema.

Pero hizo hincapié en que el gobierno estatal debe iniciar un acercamiento con los abogados laboralistas a fin de empujar un trabajo conjunto y buscar tomar decisiones de manera colegiada si es que se desea comenzar con el pie derecho.

“Lo que tenemos entendido –abundó- es que en el estado no hay mucho presupuesto del cual echar mano, habría que ver si la Federación está dispuesta a hacer algunas aportaciones a las entidades federativas, lo cual sería lo más lógico si se desea acelerar el proceso, pero aún así, la transición llevaría dos o tres años, no es cosa de semanas o meses”.

Y abundó en el sentido de que “lo que a nosotros nos preocupa es que la titular del Tribunal Superior  de Justicia no tiene ni idea de lo que es la justicia laboral y será la encargada de darle forma al nuevo modelo; ojalá se deje ayudar”.

 

 

“El periodo vacacional viene generando un ligero incremento en las ventas, podríamos calcularlo en un 10 por ciento, sin embargo, tampoco es lo que se esperaba y ello se debe en mucho, a la competencia desleal que se tiene”, señaló el presidente de la asociación de comerciantes del Centro Histórico Pro Centro, Eduardo Peimbert Ortiz.

El declarante advirtió que “nosotros no vamos a quitar el dedo del renglón, seguiremos exigiendo al ayuntamiento que ponga orden y haga respetar la ley en la materia, queda claro que quienes venden en la vía pública sin permiso son competencia desleal y violan las normas”.

Recordó que en su oportunidad, un grupo de comerciantes y empresarios le hicieron llegar al presidente municipal Antonio Villalobos Adán, una petición formal, en la que se le solicitaba intervenir a fin de buscar medidas definitivas en lo que a ambulantaje se refiere.

Recordó que el comercio informal ha sido un negocio para muchos: los inspectores de la comuna aplican “mordidas”, los líderes sindicales como los del Nuevo Grupo Sindical les cobran cuotas, es decir, “se aprovechan de sus condiciones ilegales para sacar dinero , pero eso va en contra de los establecidos, que sí cuentan con los permisos en regla”.

Además, agregó, no es una queja de un gremio, son todas las cámaras las que han estado solicitando orden y no parece haber voluntad para hacerlo, cuando sólo es cuestión de aplicar el estado de derecho.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Artesanos y Plateros del centro, Arturo Salgado Porcayo, también reconoció que el periodo vacacional ha traído ciertas mejoras en las ventas, pero no las que se esperaban, porque es muy poco el turismo que está llegando.

Explicó que la mayor parte de los clientes de los artesanos son visitantes externos, el mercado local es mínimo, de tal manera que es en estas épocas cuando se tiene la esperanza de que los negocios levanten aunque sea un poco, pero hasta el momento, no hay grandes movimientos.

 

 

Los parques acuáticos y balnearios en el estado atienden a miles de visitantes, las metas se vienen cumpliendo y existe confianza en que éste será uno de los mejores años en la materia, indicó el presidente de la Asociación de Parques Acuáticos, Mario García Ordóñez.

Luego dijo que con mucha anticipación, los empresarios del ramo comenzaron a prepararse para ésta, que es la mejor temporada, porque en la mayoría de los casos, se alcanza el 100 por ciento de ocupación y entonces debe haber condiciones, sobre todo de seguridad para atender a la gente.

Hasta el momento, abundó, hay saldo blanco, los mecanismos de prevención y seguridad están funcionando, “la meta es que no se presente desgracia alguna, por eso se aplican protocolos y estrategias diversas, de acuerdo a las necesidades y características de cada lugar”.

Refirió que en la entidad hay 44 balnearios y parques en funcionamiento y cada uno ofrece circunstancias distintas, porque no es lo mismo un lugar con albercas que un balneario con aguas corredizas.

Para éstos últimos casos hay que extremar precauciones y se requiere de constante vigilancia de personal preparado para el auxilio, sobre todo a menores o adultos mayores, que son los de mayor riesgo.

García Ordóñez agregó que por sus dimensiones, hay parques que demandan de grupos especializados en rescate, como en el caso de El Rollo, de Tlaquiltenango, uno de los más grandes en Latinoamérica, aunque también los hay muy modestos y de aguas corredizas  con costos accesibles, “sin embargo, en todos se pueden presentar inconvenientes, por eso hay que tener medidas de control y atención  con capacidad y equipos”.

Dijo que por las condiciones en que vive el estado, un aspecto fundamental es la estrategia de seguridad y en ello, se trabajó intensamente con la Comisión Estatal de Seguridad, que en algunos casos, ofrece colaboración, porque la mayor parte de los balnearios dispone de vigilancia privada.

Dijo que les fue necesario participar en cursos de capacitación y adiestramiento, para disponer de elementos suficientemente capaces de responder ante alguna contingencia, pero aseguró que lo más común en este tipo de lugares es la pérdida de objetos, y en ello, son los usuarios quienes deben de aplicar medidas para evitarlo, porque a veces es casi imposible impedir algún robo en espacios abiertos, manifestó.

Página 1 de 336
logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.