Publicado en Estrategias Viernes, 11 Mayo 2012 07:42

Cuernavaca: los mejores candidatos

Escrito por

El primer distrito federal: duelo de titanes

Adriana Fuentes, una abogada morelense en EU

Es la primera vez en mucho tiempo que los analistas políticos y los interesados en el tema coinciden en que Cuernavaca tiene cuatro candidatos de primer nivel en el que cualquiera que ganara representaría grandes expectativas de desarrollo para la capital del estado. Pero además, no hay que perder de vista que el próximo presidente municipal se convierte automáticamente en candidato natural al gobierno de Morelos para el 2018.

Comenzando por el Partido Revolucionario Institucional, partido que las encuestas coinciden en poner arriba en las encuestas, tenemos a un candidato “sobrado” que para muchos debía estar compitiendo por la gubernatura y no por una alcaldía. La trayectoria de Jorge Morales Barud, su nivel académico  y experiencia en el cargo lo ubicaba como el candidato más rentable para el tricolor. Nunca le perdonaron haber trabajado para gobiernos panistas y sufrió el llamado “fuego amigo”, lo que fue determinante para mandarlo hasta la candidatura a presidente municipal de Cuernavaca.

Su triunfo dependerá –como casi todos- del “efecto Peña Nieto” y que la gente entienda que el hecho de pertenecer al mismo partido que Manuel Martínez Garrigos no significa que vaya a cometer los mismos errores, aún y cuando tiene la fórmula llena de incondicionales del hoy presidente del PRI.

Fue evidente la molestia del oriundo de Puente de Ixtla la noche de su registro ante el Instituto Estatal Electoral, cuando le cambiaron a gran parte de su lista de regidores, pero tuvo que apechugar. Si pierde, será por quienes lo acompañan, aunque esos mismos polémicos personajes advierten que son precisamente ellos quienes habrán de “operar” para que Morales Barud sea alcalde de Cuernavaca.

José Luis Urióstegui Salgado es el candidato a presidente municipal por los partidos de la Revolución Democrática, del Trabajo y Movimiento Ciudadano, aunque la propuesta surgió de éste último. Nativo del barrio de Amatitlán, el abogado viene precedido de una trayectoria sin mácula en el servicio público. “Abogado de profesión, servidor público por convicción”, se define a sí mismo.

Lo mismo ha estado en la Policía Municipal de Cuernavaca que en la Subsecretaría de Gobierno, en la Consejería Jurídica que en la Procuraduría de Justicia. Fue en la PGJ donde sufrió el acoso de Sergio Estrada, Eduardo Becerra y Agustín Montiel, por no prestarse a sus cochupos. La misma razón lo hizo presentar su renuncia al cargo de contralor municipal que le ofertó quien fuera su alumno en la Facultad de Derecho, el joven Martínez Garrigos.

El inicio de la campaña no fue nada favorable. Mientras su contrincante panista iniciaba sus actividades con un desayuno para mil personas y el priísta hacía lo propio con un multitudinario acto en el zócalo, ambos con el apoyo de sus respectivos candidatos a la gubernatura, JUS pronunciaba un discurso bajo el candente sol en la pequeña explanada del parque Melchor Ocampo ante un centenar de seguidores. “Aquí no hay acarreados”, decían para su consuelo los candidatos que lo acompañaron: Nadxelli Carranco, Silvestre Mendoza, Carlos de la Rosa y Jordi Messeguer. ¿Por qué no estaban ahí Graco Ramírez y Francisco Coronato? Sólo ellos lo saben.

Aún así, las encuestas lo ubican en un segundo lugar y con muchas posibilidades de aumentar a medida que se acerca el día de la elección.

De Marcos Manuel Suárez Gerard baste decir que el Partido Acción Nacional no pudo haber elegido mejor candidato. Es un empresario proveniente de una familia muy conocida en Morelos, que su paso por la administración pública fue en el ámbito turístico y no lo hizo mal.

A diferencia de Morales Barud, el candidato panista está respaldado por un grupo de personas de buena reputación que conforman su fórmula. Por ejemplo, Francisco Sotelo Gil, ex dirigente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra) quien está como candidato a síndico. Paco es un hombre realmente surgido de la cultura del esfuerzo (orgullosamente bolero en su niñez y aprendiz de impresor en su juventud) que pudo haber hecho un excelente papel en el Congreso pero esos lugares ya estaban reservados para los jerarcas del partido y sus familias.

Sería injusto no mencionar que hay un cuarto candidato, el del Partido Social Demócrata, de nombre Noel Salgado, empresario gastronómico que tiene en su origen ciudadano su mayor fortaleza.

Por cierto, y en virtud de que en una entrega anterior ya mencionamos a quienes se encargan de “cuidar la imagen” de los candidatos a la gubernatura, hoy es justo mencionar a quienes están atrás de los candidatos a la presidencia municipal de Cuernavaca.

En la atención a los medios de comunicación por parte de Jorge Morales Barud está Luis Rodríguez, quien tiene un largo camino recorrido en diversos medios de comunicación, uno de ellos El Universal Morelos, y jefaturas de prensa como la Procuraduría de Justicia.

En el equipo de José Luis Urióstegui se acaba de incorporar la intrépida reportera Verónica Bacaz Rojas, quien por cierto es nieta de don Cristobal Rojas, editor del periódico “Presente” hace varias décadas, y por lo tanto sobrina de la periodista internacional Rosa Rojas.

Con Marcos Manuel Suárez Gerard está Javier López Sánchez, el polémico ex coordinador de comunicación política del Gobierno Estatal.

Y con Noel Salgado entró recientemente el buen amigo Víctor Osorio, respaldado obviamente por Alberto Mojica Linares.

 

EL PRIMER DISTRITO FEDERAL: DUELO DE TITANES

 

La elección del próximo primero de julio está propiciando duelos interesantes a lo largo de todo el territorio morelense, pero hoy hemos elegido abordar el caso de los candidatos a la diputación federal por el primer distrito electoral porque consideramos que en esa circunscripción habrá un verdadero “choque de trenes” y porque conocemos en forma personal a quienes buscan esa posición.

Y son los siguientes:

Rodolfo Becerril Straffon (PRI).- Baste decir que sería insuficiente el espacio que queda en la columna para redactar todos los cargos ocupados. Sólo mencionaremos que es Licenciado en Economía por la UNAM., con estudios de post-grado en la Escuela Central de Planificación y Estadística de Varsovia, Polonia;  Seminario en Planificación: Escuela de Economía de Berlín, Alemania, y Doctorado sobre economía del desarrollo en la Universidad de Paris, Francia.

Ha ocupado todos los cargos legislativos como es diputado local, diputado federal y senador. Habla y traduce inglés y francés.

Francisco Coronato Rodríguez (PRD y otros).- Licenciado, Maestro y Doctor en Derecho por la UNAM. Ha ocupado diversos cargos en la administración pública, pero donde tuvo mayor trascendencia fue en la Comisión Estatal de Derechos Humanos y la Procuraduría General de Justicia del Estado donde implementó programas que desgraciadamente no tuvieron la continuidad necesaria.

Jesús Antonio Tallabs Ortega.- Pertenece a ese reducido grupo de panistas conocidos como “La Sagrada Familia” que se vieron beneficiados con el hartazgo de la gente hacia el PRI y el fenómeno Fox. De modesto litigante pasó a ser empoderado legislador y empresario en un par de sexenios. Tuvo su mayor auge económico cuando fue subsecretario de readaptación social pues no existía el Patronato de Industria Penitenciaría y él administraba directamente cuanto negocio funcionaba al interior de los penales.

Enterrado políticamente tras su desafortunada etapa como carcelero, Tallabs Ortega exigió al panismo morelense su cuota como fundador y logró que lo nombraran representante del Gobernador ante el Consejo de la Judicatura  con la encomienda de “reventar” al presidente del TSJ Ricardo Rosas Pérez.

Como miembro de la Sagrada Familia exigió una posición plurinominal pero no se la concedieron. Le dijeron que si quería tener un cargo de elección popular tendría que conseguirlo a través del voto, así que lo nombraron candidato del PAN a diputado federal por el primer distrito.

Pero Toño Tallabs está consciente de que sus posibilidades de ganar son nulas, así que está jugando a perder. Su estrategia es gastar lo menos posible en la campaña para rasguñar algo de lo que le dé el partido.

A eso se debe que, mientras sus contrincantes utilizan los recursos más diversos en materia de difusión, “Tony” está recurriendo a un tipo de propaganda obsoleto: las bardas pintadas a mano.

Para ahorrarse unos pesos más Tallabs pinta las bardas con sus propias manos y a veces acompaña a Marcos Manuel Suárez en sus recorridos para no gastar. Ni pensar en regalos por el Día del Niño ni Día de las Madres. Bueno, ni página de internet tiene, tampoco Facebook ni Twitter.

La Constitución establece que los servidores públicos de los poderes ejecutivo y legislativo deberán renunciar para contender un cargo de elección popular, pero como es muy poco común que los jueces o magistrados busquen convertirse en diputados, no establece nada al respecto, aunque se entiende que así debería ser.

Antonio Tallabs no dejó el cargo de consejero de la Judicatura, de hecho financió su precampaña con su salario del Poder Judicial. Ya como candidato, anunció que pediría una licencia por 90 días “por ética y congruencia”.

Pero la ética y la congruencia apenas le duraron 30 días, tiempo suficiente para darse cuenta que no hay futuro en la candidatura, por lo que el pasado 29 de abril avisó que se reincorpora al Consejo de la Judicatura, desde donde esperará los resultados del primero de julio.

Y finalmente tenemos que mencionar a Joyce Rosas Sánchez, quien es candidata del Partido Nueva Alianza para la diputación federal distrito uno. Ella es licenciada en Derecho egresada del Centro de Estudios Superiores de la CTM, ha laborado en la Normal Superior, en el SNTE, en el Gobierno del Estado y últimamente en el Congreso Local con el tristemente célebre Othón Sánchez. Carismática y combativa, Joyce ha basado su campaña en las visitas casa por casa y el uso de las redes sociales.

 

ADRIANA FUENTES, UNA MORELENSE QUE DESTACA EN EU

 

Hace doce años la abogada Adriana Fuentes Uribe dejó el estado de Morelos para radicar en los Estados Unidos. Atrás dejaba una prometedora carrera como litigante, activista política y hasta comentarista en radio y televisión, para luchar por un sueño: trascender más allá de nuestras fronteras.

Orgullosamente egresada de la máxima casa de estudios de la UAEM, perteneciente a la generación 1991-1996, Adriana fue una combativa litigante que siempre buscó ayudar a la gente que menos tiene y que puso en aprietos a más de un funcionario de Gobierno. Trabajó por un corto tiempo en el Tribunal Superior de Justicia, en la Secretaría de Desarrollo Social y en la Procuraduría Federal del Consumidor.

Incursionó en la política como secretaria de organización del Frente Juvenil Revolucionario del PRI, dirigente del Consejo Integral de la Mujer de ese mismo instituto político, entre otros cargos.

Pero en el año 2000 (justo cuando se dio la debacle del partido político donde siempre militó) Adriana optó por casarse con un ciudadano norteamericano (Michael Helenek) y se fue a radicar al vecino país del norte.

Durante cinco años trabajó en el Consulado General de México en Atlanta. Ahí apoyó a muchos mexicanos que tenían problemas en un país ajeno y aprendió sobre la legislación norteamericana relacionada con los migrantes.

A su salida del Consulado, junto con otros abogados, creó la compañía Binational Group, especializada en asuntos migratorios.

En su reciente visita a Morelos, donde acude regularmente para ver a su madre y hermanos, Adriana concedió una entrevista para la revista “Sólo para Abogados”.

Explicó que Binational Group es contratada por las cortes de Estados Unidos para hacer diagnósticos sobre personas presas en cárceles de aquel país y que podrían ser condenadas a la inyección letal.

“Nosotros nos encargamos de venir a México, platicar con los familiares del detenido, con sus maestros, y hacer un diagnóstico en el que le explicamos al jurado las circunstancias que influyeron en el comportamiento del individuo para cometer uno o varios delitos”, explica.

Y sin proporcionar el nombre, comenta que específicamente en esta ocasión vino a investigar los orígenes de un joven de 19 años acusado de asesinar a diez personas , mismo que probablemente sea condenado a la pena de muerte.

“Es una historia muy triste porque era un niño abusado sexualmente por su padrastro, por lo que busca la forma de permanecer fuera de su casa el mayor tiempo posible, y es así como se relaciona con una pandilla de Houston a la edad de diez años. A los 19 mató a diez personas, y lo que nosotros tratamos de demostrarle al Jurado es que en este caso el sistema de gobierno falló, por lo que no debe ser condenado a muerte sino a una condena que le permitiría salir libre a los 75 años”, dice Adriana.

Al trabajo que ellos realizan se le llama “mitigación de las penas”, y quien los contrata es la Corte, no la defensa.

-¿Has presenciado alguna ejecución ordenada por la corte?- le preguntamos.

- No, y creo que no lo soportaría. Pero sí he trabajado en tres casos de pena de muerte contratada por la Corte. En uno de esos casos me tocó acompañar a la madre del sentenciado afuera de la sala donde era ejecutado, y ya nadamás se lo entregaron en un cajón, no un ataúd, sino un cajón de madera.

Además de buscar la mitigación de las penas para los connacionales presos en Estados Unidos, Binational Group también se especializa en representar a familiares de mexicanos  fallecidos en accidentes automovilísticos en territorio norteamericano.

Son el vínculo entre los deudos y los abogados en los Estados Unidos para el pago de las indemnizaciones. Pero a diferencia de otros abogados, ellos sí entregan el dinero a los familiares.

Explica Adriana que hay muchos abogados que se dedican a llevar casos de indemnizaciones pero no les entregan todo el dinero a los familiares. “Un abogado le dio a los familiares de un migrante la cantidad de 30 mil dólares, y se fueron bien contentos porque nunca habían tenido tanto dinero en su vida. Lo que nunca supieron, es que la indemnización fue de un millón de dólares, cantidad recibida por los litigantes”.

Adriana Fuentes Uribe, la abogada morelense que triunfa en territorio norteamericano, también es promotora de justicia restaurativa en México y mediadora registrada en la Corte Superior de Georgia.

En su visita a Morelos aprovechó para entrevistarse con el activista social Javier Sicilia, ya que pretende hacer un estudio de justicia restaurativa que se basa en satisfacer las necesidades de las víctimas, y por ello busca ofrecer al movimiento de Sicilia los cursos de participación de justicia restaurativa que BG promueven.

Finalmente, Adriana Fuentes Uribe, hoy Adriana Hélenek, hizo un llamado tanto a los abogados morelenses, como a la ciudadanía en general, para que contacten a Binational Group en caso de que conozcan asuntos de migrantes fallecidos en accidentes automovilísticos en Estados Unidos. BG proporciona orientación a los familiares de los fallecidos, tanto para el  traslado de los restos al menor costo posible, como la reclamación de la indemnización ante las autoridades norteamericanas.

No en balde Adriana Hélenek obtuvo la Presea Emiliano Zapata al migrante distinguido en el 2007, la cual es entregada por el Gobierno del Estado de Morelos.

Comentarios: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

HASTA EL PRÓXIMO VIERNES

Publicado en Estrategias

Lo último de Jesús Castillo

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.