Bajo el Volcán

Mar Gasca invita a “detener nuestra mirada un momento en la naturaleza, para sanar un poquito”

MI obra se vincula con la realidad, “para sacar la sensación de desolación, de tristeza absoluta, de toda la sangre que corre en el país”, dice en entrevista

La exposición Morada interior, de Mar Gasca, será clausurada el próximo jueves, en el Museo Guelu, en Cuernavaca

  • Like
  • Comentar

“Tenemos, incluso en este país, una naturaleza tan grande que podríamos detener nuestra mirada un momento en esas cosas tan pequeñas, tan particulares, para sanar un poquito. Para sacar como esta sensación de desolación, de tristeza absoluta, de toda la sangre que corre en el país.”

“Mi obra es, como dices tú, una pequeña luz dentro de tanto caos, tanta oscuridad, tanto terror y tanta tragedia, pues para encontrarse con uno mismo.”

El trabajo artístico de Mar Gasca, definido en su propia voz, “es un trabajo naturalista pero también es un trabajo muy dedicado, muy ‘talachudo’, muy preciosista. Es así: súper fino, yo creo que en una palabra sería un trabajo súper fino”, responde a pregunta expresa.

Por ello, es inevitable cuestionarle si su obra tiene alguna vinculación, o no, con la realidad social actual, a lo que contesta de manera amplia:

“Creo que cada obra, de alguna manera, habla de una realidad. O sea, esa realidad en que tenemos, por ejemplo, muchísimos muertos, desaparecidos, gente muriéndose de hambre y está otra realidad, en la que tenemos un mundo tan maravilloso, tan fantástico.

“Tenemos, incluso en este país, una naturaleza tan grande que podríamos detener nuestra mirada un momento en esas cosas tan pequeñas, tan particulares, para sanar un poquito. Para sacar como esta sensación de desolación, de tristeza absoluta, de toda la sangre que corre en el país.

“A mí me parece que esa es como la diferencia, pero en eso también puede vincularse un poco mi obra: en darte un espacio para respirar, para ver otra cosa y continuar en la tragedia nacional.”

-¿Entonces consideras que tu obra aporta luz a esta oscuridad que se vive en México y en el mundo?

-Sí, yo creo que sí, porque es como un momento para reflexionar, incluso hay muchas piezas que tienen fragmentos, por ejemplo, de insectos o fragmentos de hojas,  pero son como un gran acercamiento al objeto.

Incluso es como una invitación a  que el espectador se acerque un poco, descubra qué es lo que está pasando, que se relaje. Es, como dices tú, una pequeña luz dentro de tanto caos, tanta oscuridad, tanto terror y tanta tragedia, pues para encontrarse con uno mismo.

Incluso, tal vez estas piezas o lo que uno piensa al ver estas piezas, te pueda llevar a entender mejor lo que estás haciendo en el mundo o entender mejor la naturaleza. No sé, puede que eso pase con el público, pero para mí, personalmente sí es como un descanso, de la vida ajetreada, de todo el tiempo estar haciendo cosas y de todo el tiempo estar llamando y estar mandando mensajes y estar conectado con el universo entero. Es un  momento como de respirar y seguir.

*UNA ÚLTIMA LLAMADA PORQUE NOS VAMOS

 

Después de más de dos meses de la apertura de la exposición Morada interior, de Mar Gasca –inaugurada el sábado 9 de abril-,  en el Museo Guelu en Cuernavaca, la muestra llegará a su fin esta semana.

Por ello, la artista ha organizado una clausura para su primera exposición individual, el próximo jueves 23 de junio, a las 18:00 horas, en el recinto que exhibe su obra, localizado en la calle Ixcateopan número 10, colonia Vista Hermosa, frente a la zona arqueológica de Teopanzolco.

-Uno está al pendiente de las inauguraciones, pero no de las clausuras, ¿de dónde surge esta idea?

-Cuando hicimos la difusión para la inauguración hubo gente que no había podido ir, porque era en sábado y era un día familiar; entonces la idea era esa: dirigirnos al púbico que no pudo ir y al que si fue pero no pudo regresar, como si fuera una última llamada porque nos vamos.

Es un evento bastante más relajado que el de la inauguración. Me interesa que la gente que no me conoce y los que no han ido, se pudieran acercar y en un día entre semana puede ser más sencillo.

*UNA EXPERIENCIA FORMATIVA

 

-¿Qué tipo de retroalimentación tuviste con el público?, ¿qué comunicación tuviste con la gente que acudió a ver tu obra y qué te expresó?

-Fue una experiencia muy interesante pero sobre todo muy formativa para mí. Es la primera exposición que hago y me gustó hacerla en un recinto que tiene un peso especial, que es un lugar que no está tan céntrico pero a donde la gente sí acudió, hubo un gran quorum para la exposición.

Fue bastante formativo porque mi experiencia anterior, en algunas colectivas, era que yo llevaba algunas piezas, estaba al tanto de qué es lo que se estaba haciendo de difusión y demás, pero yo no me metía tanto porque no me correspondía.

En este caso, yo estuve encargada casi en su totalidad de la difusión, en la preparación de las piezas, en el montaje.

Y el momento de la inauguración fue muy lindo, porque mucha gente que me conoce y que no sabía qué es lo que yo hago, fue a la exposición –y mucha gente que no me conoce también- y hubo una retroalimentación interesante con algunas personas del medio artístico, con amigos y con gente del público.

En algún lugar me preguntaron de qué manera el público podía llegar y acercarse a la obra, y era eso: que se acercaran con ganas de conocer, de sorprenderse y de preguntar lo que no supieran.

*RESCATAR LA PARTE PLÁSTICA DE LOS SOPORTES

-En tu muestra llaman la atención los materiales, los soportes en los que trabajas, pero además la variedad de técnicas que utilizas, ¿de dónde nace esta inquietud por trabajar así?, ¿qué es lo que buscas en el fondo?  

-La idea surge por descontextualizar el soporte, por ejemplo: la piedra, que deja de serlo en el momento en que tú la vuelves un soporte pictórico, digamos que pierde su característica original o primaria, para convertirse en otra cosa.

Entonces de ahí es que surgen mis ganas de empezar a trabajar con distintos materiales, descontextualizándolos de su función original para que funcionen ahora como soportes pictóricos, pero que funcionen también todas sus características estéticas, visuales, de textura y demás, entonces eso es lo que me interesa rescatar: toda la parte plástica de los soportes que utilizo.

*GEOMETRISMO Y TRAMAS EN LA NATURALEZA

 

-Hay artistas que se interesan más por lo abstracto, por las figuraciones humanas, en tu obra la presencia de la naturaleza es notoria.

-Sí, la verdad es que me gusta mucho todo el geometrismo que encuentras en la naturaleza, todas las tramas que encuentras en la parte de la naturaleza.

Si uno se pone con microscopio a ver las células humanas encontrarás muchos geometrismos, muchas tramas, muchas texturas visuales que también hay en los insectos y en las plantas, pero a mí me interesa un poco más la parte de lo naturaleza, de lo orgánico, los insectos, los animales, las plantas.

*UN LUGAR IDÓNEO PARA EXPONER MI OBRA

 

-En cuanto al espacio donde expusiste, sus dimensiones permitieron que los espectadores tuvieran mayor contacto y cercanía con las piezas.

-Sí, desde que conocí el museo Guelu me pareció que podía ser un lugar muy bonito para exponer mis cosas y también me pareció que era un lugar idóneo para exponer mis cosas, porque es un museo pequeño, muy íntimo, en donde me pude explayar a exponer muchas de las piezas que me interesaban.

Y a la vez que no se viera como demasiado lleno de cosas, sino que cada pieza tenía su espacio, funcionaba muy bien, entonces ahora sí el museo no se veía chiquito, mi obra no se veía pequeña, se veía todo como muy ad hoc.

Aunque es un espacio pequeño está muy bien organizado, hay una sala que es circular pero tiene sus recovecos, entonces puedes entrar a ciertos lugares, ver las piezas. No es como si fuera un espacio totalmente abierto o cuatro paredes, entonces te da una sensación de que es mucho más grande de lo que es, aunque sabes que es muy pequeño.

Y a mí me encantó haber trabajado con el arquitecto Cué, desde que mandé mi proyecto para hacer la exposición, hasta ahora que ya lo estamos culminando.

La clausura es a manera de agradecimiento, de cerrar un ciclo más y muy contentos porque funcionó muy bien y tuvo muy buenos resultados.

*ENTRANDO A UN RECINTO COMO UN POCO SAGRADO

 

-¿Le agregarías a ese espacio otra característica, como es la de la calidez?

-Sí, exactamente, le agregaría que es un espacio muy cálido, además de que es el sitio que te provee como esa cosa íntima, que sientes que vas entrando a un recinto como un poco sagrado, sería también la calidez de las personas que están en el museo, tanta que le dan ganas a uno de volver a ver qué es lo que están haciendo, porque tienen muchas actividades a lo largo del mes. Y sí te dan ganas de regresar, tanto por el espacio como por la gente que hace el espacio.

Visto 4554 veces
Inicia sesión y comenta
Ant. Cuestiones sobre arte
Sig. Morning convoy

Hay 6874 invitados y ningún miembro en línea

Publish modules to the "offcanvas" position.