Sociedad

Cuide la torreta

TXT Mario Villa 4396 Views
Lectura 2 - 4 minutos
Cuide la torreta
Sociedad
Lectura 2 - 4 minutos

Cuide la torreta

TXT Mario Villa
4396 Views
  • (1 Like)
  • Comentar

¡Le seguimos dando la recia, "aguantando posición"! (como dicen en el ejército cunado el "mando" les ordena mantenerse en la posición de "fuego") cuates lectores, en torno a lo que estamos viviendo en medio de protestas, constantes bloqueos... ¡bueno, hasta series de televisión filmadas en las principales calles de Cuernabaches Morelhoyos la "ciudad de la eterna brincadera" junto con bloqueos  en las arterias principales en nuestra hermosa ciudad capital provocando severos estragos en el tránsito vehicular,  el tema de la vacunación ¡no, bueno!

Nos estamos volviendo locos, sin embargo, seguimos dándole con "toño tigre”. Hoy empiezo por decirle en la "calumnia" de hoy que estoy muy, pero muy, consciente de que hasta el momento ¡pura de árabe! ¡pura de ángel¡¡pura de Toluca pues! ¡"nariz boleada" dice la "alta escuela", ¿pero por qué es que estoy muy agüitado, cuate lector?  la neta es que para este que escribe siguen siendo "chafas" estériles y laxas las campañas contra el consumo desmedido de etílico: es un hecho consumado mis brothers, hay que decirlo. Siguen siendo insuficientes hasta este momento los precarios esfuerzos de nuestra sociedad por combatir los agravantes cifras de alcoholismo y drogadicción entre nuestros jóvenes.

Hay que recordar, mi querido lector, que no sólo es importante el cultivo de nuestro físico y, perdón que insista, pero también la "torreta" necesita mantenimiento brothers. En otras palabras, no sólo es importante la salud física, también es importante la salud mental ¡truchas!

Todo ese cúmulo de problemáticas acaban "reventando" en el consumo indiscriminado de etílico. A veces los problemas por comunes que parezcan concluyen cobrando "dimensiones desconocidas" (así  como la muy antigua serie de "tele").

Sin duda esto atañe a la salud mental que se solicita en los hogares ¿cómo es que pensamos? ¿cómo es que nos sentimos? pero sobre todo ¿cómo es que actuamos? o mejor dicho ¿cómo reaccionamos ante los problemas de la vida diaria?

El punto es cómo manejamos el estrés brothers. A veces nos ahogamos en un vasito con agua, muchas veces magnificamos los problemas. Fíjese mi lector: nuestros chavitos nomás andan viendo donde se ponen hasta la máscara y nuestras chiquitas pese a su corta edad ya andan buscando con qué atrancar la puerta, y los papás bien gracias. La neta del planeta es que tenemos que regresar a los principios básicos antes de que llegue la C.F.E. y nos baje la luz. La gente que se le "brinca la cadena" mi lector, individuos que sin duda sobreviven en esta recalcitrante sociedad (hay que decirlo) valedores con precaria o de plano escasa salud mental, que hasta porque les sacaron la lengua se acabaron suicidando. Tristemente banda que no ha resuelto por ahí alguna o algunas problemáticas del pasado que precisamente el puritito recuerdo los trae bien "maniacados"  gente que vive frustrada sin aceptar la realidad que vivimos, enojados con la vida. Pa’ acabar pronto, no encuentran la brújula por ningún lado.

Son como veletas en alta mar. Lo más preocupante es que los chavos son el futuro de nuestra sociedad ¡que no se nos olvide! y el sector más vulnerable. Tenemos que empezar desde el "cantón", pero "agujetas" porque el inicio involucra cambiar de inmediato los patrones de "dualidad" conductual que ostenta nuestra hermosa familia "pirinola". Por un lado ya sabe el "intachable" "ñor" el "doncito" recto y honorable, que por lo regular tiene su "canal dos", su ¡"segundo frente”, pues! pero eso sí, "cuidadote" y se le duerma el gallo a tan histriónico personaje, porque en una de esas la "doña" también se le puede ir riendo.

En pocas palabras, cada quien va por los suyo, como decía mi abuelita "cada loco con su tema". El problema son los terceros, que evidentemente como siempre reciben la "descarga", los niños y niñas aprenden los patrones conductuales de los padres y al final del día ¡los acaban imitando!  de tal suerte que la conducta que éstos observen es la conducta que "aprendieron" en el hogar. Ahí les va sin tanta marimba, mi lector ¡grábesela!: hogares disfuncionales igual a niños disfuncionales. Por ahí dicen -¡qué fuerte!- que el adicto se "guisa" en casa. Ahí la dejo para que la desglosen. Se despide de ustedes su reporñerazo favorito. ¡Feliz fin de semana brothers, los miro, el martes por supuesto, en el más leído!

Visto 4396 veces
Inicia sesión para enviar comentarios
Ant. Convoy Unidos por Morelos ante el COVID-19 despliega operativos contra el coronavirus
Sig. Ahorró UAEM 31 millones con programa de austeridad
  • La Unión de Morelos

Publish modules to the "offcanvas" position.

0
Shares

¿Te gusta lo que ves?

Pulsa los botones de abajo para seguirnos, no te arrepentirás ...