Publicado en Editorial Lunes, 27 Noviembre 2017 05:37

Obstinados

Escrito por

La contaminación originada por las unidades del transporte público (“rutas” y taxis) es ostensible, sobre todo desde que se canceló sin suficientes explicaciones la llamada revista mecánica, que era la revisión del estado físico de los vehículos de los concesionarios.

Los autos particulares deben invertir ahora miles de pesos para mantener su derecho a circular sin multas derivadas de la contaminación de sus motores, pero las unidades de servicio público han logrado operar sin cumplir con semejante requisito, que tiene que ver con la salud ambiental de la entidad.

Ahora los concesionarios a través de uno de sus dirigentes han manifestado su oposición activa a que sean multados por contaminar.

Por si fuera poco, se dan en lujo de amenazar con movilizaciones y protestas.

No cabe duda que es necesario aplicar, aquí y en todos los casos, lo que dice  la ley.

Las secretarías de  Movilidad y Transporte y de Desarrollo Sustentable tienen la palabra.

Publicado en Editorial
Etiquetado como

Lo último de La Redacción

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.