Publicado en Política Martes, 08 Enero 2019 05:20

Noventa trabajadores de Elena Cepeda tenían sueldos especiales

Escrito por

La administración del DIF detectó más anomalías cometidas en ese organismo el sexenio pasado.

La actual administración del Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) Morelos detectó diversas irregularidades que serán denunciadas, desde sueldos pagados por encima del tabulador; la falta de entrega de despensas a beneficiarios que ya estaban en el padrón; un programa federal pagado que no se realizó, hasta la falta de entrega de recursos mensuales al organismo por parte del Ejecutivo durante los últimos meses.  

Alejandra Jarillo Soto, actual directora del DIF, informó que ya se han iniciado algunas denuncias y otras más están en proceso, con el propósito de actuar conforme a derecho y no incurrir en omisiones.

Comentó que hay varias solicitudes de información de las que se detectaron varias irregularidades. Entre ellas mencionó que encontraron sobrepagos, es decir, “muchos servidores públicos de mandos medios que recibían sueldos que no corresponden al tabulador autorizado” y que deben ser ajustados. Estimó que se trata de una plantilla de alrededor de 90 personas que aparecen en nómina en esas condiciones.

Se reportó información falsa, por ejemplo, en el programa federal “Comunidad Diferente”, que se debió llevar a cabo con una serie de acciones de capacitación a varias comunidades del estado y que no se realizó. Se pagó por anticipado el 40 por ciento, pero no corresponden ni los resultados, ni los avances. “Por lo tanto, se acordó con el DIF nacional rescindir el contrato y fincar responsabilidades a quienes corresponda, tanto por parte de la empresa, como de los servidores públicos; el gasto fue de un millón 200 mil pesos”.

Además, se encontraron padrones de supuestos beneficiarios de alrededor de mil 200 despensas en cuatro municipios, que incluyen –aparentemente- firmas, pero que jamás fueron entregadas.

La directora del DIF confirmó que en las cuentas registradas del Sistema directamente, no se tiene ningún ingreso por el concierto del tenor Plácido Domingo, ni de ningún otro concierto o evento que supuestamente se realizaron para recaudar fondos a beneficio.

Alejandra Jarillo explicó que el reporte del dinero por ese tipo de eventos se realiza por norma conforme a la manera en la que se gestiona. “Si se gestiona como evento de recaudación en beneficio del DIF, debería haber registro de ingresos. En el caso de ese concierto (del tenor), no sabemos si se erogó recursos de las áreas de turismo o cultura y si ingresaron fondos en otra vía”.

Pero sí confirmó que la obra del Centro de Rehabilitación y Educación Especial se hizo con recursos federales. Se destinaron fondos estatales para el equipamiento. Pero también en esa unidad han identificado anomalías, porque en el primer piso no sirve el aire acondicionado y así se recibió el inmueble, o no se hizo nada respecto a las fallas en la gestión pasada.

Por ello informó que en esta administración se lleva a cabo una revisión de los contratos para demandar la reparación o, en su caso, identificar si hay amonestaciones económicas o algún tipo de alternativa legal para la reparación o recuperación de los recursos que hagan falta y que este rubro en el edificio funcione adecuadamente.

Encima de todo lo anterior, el Poder Ejecutivo no depositó a las cuentas del DIF la partida mensual habitual desde mayo a agosto, lo que suma un total de 18 millones de pesos.  

 

 

Publicado en Política
Etiquetado como
Tlaulli Preciado

twitter.com/tlaorocio | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lo último de Tlaulli Preciado

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.