Sociedad
Lectura 2 - 3 minutos

Prefirió la salud a seguir en el trabajo

661 Views
  • Like
  • Comentar

Asegura que los ingresos eran demasiado bajos y el horario de labores muy largo.

Ramiro Escobar dejó su trabajo como chofer de la Ruta 7 debido a que por la contingencia sanitaria a raíz del covid-19, el servicio bajó a más de la mitad y había días que apenas alcanzaba para entregar la cuenta y otro porcentaje para el combustible.

Hoy busca alternativas de empleo, porque el dinero que tenía guardado se acabó y su esposa dará a luz en tres meses. Ha pensado buscar trabajo en Tijuana, porque le dijeron allá se gana bien, pero no quiere dejar sola a la madre de su futuro hijo.

Ramiro Escobar Reina empezó a trabajar como chofer cuando cumplió la mayoría de edad, pero desde que tenía 15 años era chalán del chofer. Estudió hasta la secundaria y nunca pensó en una profesión, ya que el dinero en su familia era escaso y casi no había para comprar útiles escolares.

“No me gustaba la escuela y pues vi el lado de trabajar y cuando vi que en la ruta se gana bien, me gustó porque en días buenos nos llevábamos hasta 500 pesos”.

La última vez que Ramiro trabajó, en tres días reunió 500 pesos y entregó 600 pesos de cuenta. Actualmente se dedica a cuidar de su esposa y en su casa se apoyan con los gasto,s porque como dice el dicho “donde come uno comen dos y donde comen dos, comen tres”.

“La última vez trabajé solo para el diésel y era desde las seis de la mañana hasta las ocho de la noche, además me dio miedo seguir trabajando porque mi esposa está embarazada y no quería llegar a la casa y contagiarla”.

Unos días después de que dejó el trabajo, su patrón detuvo el camión y hace una semana encontró chofer, por lo que lo puso a trabajar.

La Ruta 7 tiene 87 unidades de las que al día de hoy solo trabaja la mitad.

Ramiro disfruta estar con su familia pero también necesita trabajar para llevar dinero a la casa, pues hasta el momento no han recibido ningún tipo de apoyos, ni económicos ni en despensas.

En estos días vive con el dinero que tenía ahorrado y para compensar la situación económica su esposa prepara bolis de sabores y los vende entre sus vecinos. Con ese dinero compran artículos de la canasta básica.

 

Visto 661 veces
Inicia sesión para enviar comentarios

Antonella Ladino

371 Posts 528,237 Views
Enviar mensaje Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Ant. Taxistas piden ayuda para sobrevivir
Sig. Alertan contra un aumento de la delincuencia
  • La Unión de Morelos

Publish modules to the "offcanvas" position.

0
Shares

¿Te gusta lo que ves?

Pulsa los botones de abajo para seguirnos, no te arrepentirás ...