Publicado en Panóptico Rojo Domingo, 28 Julio 2019 07:54

Punto de mira

Escrito por

En el mes de septiembre del año pasado, comentábamos acerca de la realización del 73° periodo de sesiones de la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas, órgano representante, normativo y deliberativo de la ONU; en dicha ocasión, durante la asamblea se informó acerca del lanzamiento de la "Iniciativa Spotlight", mediante la cual la Unión Europea (UE) y las Naciones Unidas dieron inicio a una nueva acción global, orientada a eliminar todas las formas de violencia contra las mujeres y las niñas.

Violencia que se produce en todo el mundo y afecta a todas las generaciones, nacionalidades, comunidades y esferas de nuestras sociedades, con independencia de la edad, la etnia, la discapacidad u otros aspectos; por ello, dicha iniciativa fue nombrada "spotlight", para llamar la atención sobre la violencia contra las mujeres y las niñas, para sacarla a la luz pública y convertirla en el centro de los esfuerzos encaminados a hacer realidad la igualdad de género y el empoderamiento de la mujer, además de que el nombre también recuerda que, a menudo, la violencia tiene lugar en la oscuridad, se niega o se oculta y no puede sobrevivir a plena luz.

En este espacio hemos escrito acerca del tema en varias ocasiones, resaltando que la violencia contra la mujer es una violación de los derechos humanos y consecuencia de la discriminación que sufre, tanto en leyes como en la práctica, además de la persistencia de desigualdades por razón de género; dichas agresiones también afectan e impiden el avance en muchas áreas, incluidas la erradicación de la pobreza, la lucha contra el VIH/SIDA y la procuración de la paz y la seguridad.

Sobre la iniciativa Spotlight, en su momento se dio a conocer que se realizarían inversiones específicas, a gran escala, en Asia, África, América Latina, el Pacífico y el Caribe, con el fin de mejorar considerablemente las vidas de las mujeres y las niñas, proyectándose una inversión inicial de 500 millones de euros, en la que la Unión Europea será el principal contribuyente; también se busca invitar a otros donantes y asociados a que se sumen a la iniciativa, para ampliar su alcance y magnitud, y para efectuarla se empleará un fondo fiduciario de múltiples interesados de las Naciones Unidas, administrado por la Oficina de los Fondos.

Y es que según datos de las Naciones Unidas, catorce de los veinticinco países con las tasas más altas de feminicidio en el mundo están en América Latina, además de que el 98 por ciento de los homicidios de este tipo no son procesados; es por ello que, en este contexto, la Unión Europea y la ONU anunciaron una inversión de 50 millones de euros para contribuir a poner fin a dicho ilícito en Argentina, El Salvador, Guatemala, Honduras y México.

Cabe mencionar ahora que en mayo de este año, se informó sobre el comienzo de la "Iniciativa Spotlight" en México, respecto a la cual se refirió que el programa tendrá una duración de cuatro años, implementándose en los municipios de Chihuahua, Ciudad Juárez, Chilpancingo, Ecatepec y Naucalpan, ubicados en los estados de Chihuahua, Guerrero y Estado de México, y compartirá experiencias con Veracruz, Puebla, Ciudad de México y Nuevo León, con acciones para prevenir y eliminar el feminicidio en el país, así como para que niñas y mujeres tengan espacios públicos y entornos seguros.

El evento de la firma para la implementación de esta iniciativa mundial en México estuvo encabezado por la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, junto a la secretaria general adjunta de las Naciones Unidas y directora ejecutiva de ONU Mujeres, Phumzile Mlambo-Ngcuka y el director general de Cooperación Internacional y Desarrollo de la UE, Stefano Manservisi; las autoridades de ambos organismos internacionales, junto al coordinador residente de Naciones Unidas en México, Antonio Molpeceres, signaron el documento para el inicio de la Iniciativa Spotlight en nuestro país, con el subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración, Alejandro Encinas Rodríguez.

Sánchez Cordero explicó que se trata de una alianza virtuosa, “un parteaguas en materia de solidaridad y cooperación en favor de las mujeres, porque es una de las iniciativas más importantes que se haya realizado hasta la fecha con ese propósito (...) Como mujer me he propuesto colocar en el primer lugar de la agenda nacional, la perspectiva de género. El derecho de las mujeres al ejercicio pleno de todos sus derechos, tiene que ser un derecho sustantivo que abone a los principios de igualdad y no discriminación”, aseguró la secretaria de Gobernación.

"Spotlight" será implementado por seis agencias de la ONU en estrecha coordinación con el Gobierno de México, autoridades estatales y locales y organizaciones de la sociedad civil y la UE, además de la colaboración entre la Secretaría de Gobernación -a partir de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia Contra las Mujeres (Conavim) y el Inmujeres- y la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Hoy recordamos este tema ya que el 25 de noviembre se conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer; empero y actualmente, este movimiento para visibilizar la violencia que sufren las mujeres alrededor del planeta se celebra no sólo en dicha fecha sino cada 25 de mes, como parte de una "Campaña Naranja ÚNETE", la cual fue puesta en marcha en 2008 por el secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), con el fin de apoyar el activismo intenso contra la violencia basada en el género y como una oportunidad para movilizarse y generar conciencia en todo el mundo.

La fecha del “Día Naranja” fue elegida por la ONU para recordar a las hermanas Mirabal, tres activistas políticas que fueron brutalmente asesinadas en 1960 por orden del gobernante dominicano Rafael Trujillo. Las hermanas Mirabal -Minerva, Patria y María Teresa- eran llamadas 'Las Mariposas', por su activismo, y fueron ahorcadas, apaleadas y lanzadas al barranco dentro de un vehículo para simular un accidente de tránsito; tal crimen alarmó a los habitantes de República Dominicana y marcó un cambio en la historia ya que fue “la gota que derramó el vaso” de una serie de atropellos que se daban en un régimen autoritario.

Desde 1981, las militantes en favor del derecho de la mujer observaron el 25 de noviembre como el día contra la violencia, mismo en el que se nos invita a llevar alguna prenda de ese color para resaltar el llamamiento a erradicar la violencia contra la mujer: sin reservas, equívocos o demora. Las estrategias clave incluyen diversas líneas de acción: mejores servicios para las sobrevivientes de violencia, tales como líneas telefónicas de asistencia, refugios, consejo legal, acceso a la justicia, asesoramiento, protección policial y servicios sanitarios; índices de denuncia más precisos, una mejor recopilación de datos y un análisis más riguroso sobre los factores de riesgo y prevalencia; incluso mayor asistencia a las organizaciones de mujeres, una de las primeras líneas de ayuda.

Y es que muchos países han incorporado leyes para prohibir, penalizar y prevenir la violencia contra las mujeres, pero su aplicación y cumplimiento no son adecuados: los índices de denuncia de casos de violencia siguen siendo bajos y la impunidad de los agresores, muy alta; la violencia contra la mujer continúa siendo una pandemia global y no se resalta que la prevención es uno de los factores relevantes para acabar con las principales causas de la desigualdad de género.

Serán voceros de Spotlight en México, la periodista y defensora de derechos humanos, Lydia Cacho Ribeiro, y los actores Cecilia Suárez y Erik Hayser; también cabe agregar que la iniciativa mundial, en Latinoamérica se implementará, además de México, en Argentina, El Salvador, Guatemala y Honduras, con el objetivo de que niñas y mujeres que sean víctimas de violencia, accedan a más y mejores servicios de apoyo y protección, además de que tengan acceso a la justicia en condiciones de libertad, seguridad y sin discriminación.

Cabe referir que en 2005, tras haber publicado una investigación que expuso una red de explotación sexual infantil, principalmente de niñas, y que señaló a poderosos actores por su posible participación, Cacho Ribeiro fue detenida arbitrariamente y torturada; recurrió al Comité de Derechos Humanos de la ONU, que en agosto de 2018 determinó que el Estado mexicano había violado su derecho a la integridad física, libertad de expresión y acceso a la justicia, entre otros. La defensora ha mantenido su lucha por los derechos humanos de las mujeres y niñas.

"Ya no hay excusa y no faltarán recursos para que todas las instancias del estado dejen detrás de sí la burocracia, y comiencen a reconocer el verdadero y gravísimo problema de violencia que ejercen los hombres, los niños y algunas mujeres, en todos los niveles de este país, en contra de las niñas y las mujeres. La violencia feminicida comienza con un insulto, comienza en el momento en que alguien le arrebata a una niña la posibilidad de ir a la escuela, comienza en el momento en que una joven sale a la calle por la tarde después de trabajar y es violada; comienza en un México en el que está más penalizado el aborto que la violación. La violencia feminicida no es solamente ultimar la vida de una mujer; ese es el final. Para eso es Spotlight, para arrojar luz sobre cada uno de los actos de violencia sistemática que comienzan en la niñez y que terminan en la vida joven o adulta de todas las mujeres de este país", aseveró recientemente Lydia Cacho en su mensaje respecto a la iniciativa "Spotlight". Coincidimos.

 

Publicado en Panóptico Rojo
Margarita Rebollo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lo último de Margarita Rebollo

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.