Publicado en Sociedad Martes, 30 Abril 2019 05:12

Los paisajes agrícolas se convierten en recuerdos

Escrito por

El auge más que centenario de los cultivos de caña y arroz propiciaron que se extendiera una amplia red de riego agrícola por la mayor parte del territorio morelense, lo que a su vez dio origen a paisajes únicos que sin embargo corren peligro de desaparecer.

La de Lynda Balderas es de las pocas voces que se han alzado para pedir que se preserven en su uso agrícola los fértiles y productivos terrenos que rodean Jojutla y que se dedican a la siembra de arroz –aunque no ha sido escuchada- pero del resto del territorio poco se dice, mientras cada día una parcela amanece convertida en un lote baldío que a los pocos días será vivienda o –más frecuentemente- local comercial de los giros más variados.

Independientemente de lo que eso significa para la producción agrícola de la entidad, la pérdida de su uso original borra otro poco del verde paisaje que los morelenses estamos acostumbrados a ver como una normalidad, aunque poco a poco quede menos.

Simplemente, las que fueron tierras de cultivo entre Temixco y Cuernavaca hoy son todo menos eso, y las pocas que aún se siembran atraen la mirada con sus colores encendidos de verde, o incluso la simple tierra negra cuando acaba de ser labrada para depositar la semilla, o preparar el pachol, las matitas de arroz que luego se trasladarán a las complicadas melgas (las grecas que ayudan a la irrigación del cereal) que antes de septiembre estarán listas para la cosecha del mejor arroz del mundo.

Pero no nos desviemos: el paisaje agrícola de Morelos se pierde por la especulación de los terrenos de cultivo.

Quizá cuando se quiere hacer algo real por evitarlo, ya sea demasiado tarde.

 

Publicado en Sociedad
Etiquetado como
Oscar Davis

oscardavismtz.blogspot.com | Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lo último de Oscar Davis

logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.