Daniel Alcaraz Gómez

Daniel Alcaraz Gómez

URL del sitio web: http://goo.gl/1lzdN8

“Los prestadores del servicio de taxi enfrentan una delicada situación de inseguridad, y durante esta semana cuatro taxistas, con sus unidades, fueron ‘levantados’; dos de ellos aparecieron sin vida y en el caso de los otros dos sus unidades nunca han aparecido”, indicó el presidente de la Confederación de Radio Taxis del Estado de Morelos, Marco Antonio Rosete Arganda.

Dijo que la inseguridad ha obligado a reducir los horarios en la prestación del servicio y también a negarlo a usuarios que pidan el traslado a zonas consideradas peligrosas, tanto en Cuernavaca como en la zona conurbada, ante el riesgo de ser víctimas de los delincuentes.

Aseguró que hay mucha preocupación en su gremio, porque además de la elevada competencia que hay por la sobreoferta de carros en las calles, se aplican restricciones que reducen el nivel de ingresos, afectando tanto a permisionarios como a operadores, porque hay que cubrir una cuenta diaria con los propietarios de los autos.

Por otra parte y en relación a la intención del gobierno estatal en aplicar el reemplacamiento, Rosete Arganda destacó que en lo particular, la organización que encabeza no estaría a favor, porque para limpiar el padrón, bastaría con obligar a todos a darse de alta en el Registro Público Vehicular (Repuve).

Se tiene que dar de alta la placa y la matrícula y a partir de ahí se puede evidenciar a quienes circulan sin documentos en regla, por eso estimamos que el emplacamiento no es algo indispensable a fin de depurar el padrón.

Y en lo que se refiere a la escasez de gasolina, Rosete señaló que fue en la región oriente de la entidad donde uno o dos días se enfrentaron dificultades, pero eso se superó rápidamente. “Por ahí a mediados de semana se vivió el problema, las unidades perdían dos o tres vueltas en sus itinerarios, para ir a formarse en largas colas a fin de adquirirla; es decir un 50 por ciento de su vida laboral, pero todo parece normal en este momento”.

 

Sábado, 19 Enero 2019 05:04

Exigen censar al comercio ambulante

Debido al creciente número de  negocios que comercializan en la vía pública sin autorización ni licencia, las cámaras de comercio, servicios y empresariales han elaborado una propuesta que será entregada al presidente municipal de Cuernavaca, Antonio Villalobos Adán, proponiendo que se tomen medidas definitivas para disminuir esa tendencia.

En el documento firmado, entre otras organizaciones, por la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (Servitur), la de Comercio en Pequeño (Canacope) y de la Industria Restaurantera (Canirac), solicitan al edil levantar un censo al respecto, para saber con precisión cuál es el número de comercios informales que operan en las calles, porque no existe por ahora.

Luego de lo anterior, buscar un espacio en donde se construya un mercado, en el cual puedan desarrollar sus actividades sin afectar los derechos de los demás, sobre todo las banquetas, que impiden el acceso peatonal y ponen en riesgo la seguridad de los transeúntes, que se ven obligados a transitar por el arrollo.

En uno de sus puntos se aclara que se les reconoce el derecho de buscar un ingreso personal y familiar, sin embargo, al hacerlo en las calles, plazas y banquetas, están agrediendo derechos a terceros y ello incluso es materia de sanciones que la propia autoridad ha omitido aplicar.

Sobre ello Harry Nielsen León, presidente de Canirac manifestó que se trata de un problema al que lejos de darle solución, se le ha permitido crecer sin límite, lo que lleva incluso a una competencia desleal con negocios legalmente establecidos, independientemente de que en lo que se refiere al primer cuadro de la capital, se genera una imagen poco apropiada para la atención al turismo.

José Salgado Patiño, de la Canacope, dijo que es responsabilidad de los gobiernos, estatal y municipal, generar condiciones a fin de que todos esos establecimientos sean reubicados en espacios adecuados, porque además son objeto de toda clase de abusos, so pretexto de incumplimiento de normas. Son víctimas de la corrupción, pero pareciera que eso es lo que quieren quienes sacan ventajas económicas, consideró.

Llevarlos a la legalidad, bajo un régimen de cuota fija, sería además una manera de que contribuyan con algo de impuestos, es cuestión de voluntad, aunque se tendrá que hacer una labor de consenso y acuerdo con los distintos grupos y organizaciones que los han venido amparando, mencionó.

 

Escasez del combustible encarecerá productos de la canasta básica: CCE.

El sector empresarial morelense se encuentra preocupado por la situación relacionada con la insuficiencia de gasolina en algunas partes del estado; en la zona oriente de la entidad comienza a percibirse cierta deficiencia en el abasto, indicó el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Ángel Adame Jiménez.

No es una cuestión de alarma, porque aún no se presenta una crisis, sin embargo, a partir del pasado 16 de enero ya se comenzaron a ver largas colas de vehículos en las gasolineras para cargar el combustible y parecieran señales de alerta al respecto.

No obstante, abundó, se puede decir que en ese tema, el estado es privilegiado y hasta tiene capacidad para atender a gente de fuera, pero la inquietud es que una afectación mayor llevaría a una espiral inflacionaria, como ya se da en otros estados de la república.

Adame Jiménez informó que se tuvo una reunión a nivel cupular entre diversas cámaras del sector empresarial en la Ciudad de México y el pronóstico fue en el sentido de que si en unas dos semanas no se resuelve el asunto, comenzarán a dispararse los precios de muchos productos, incluyendo los básicos, aspecto que impulsaría la inflación, por la dificultad para atender la proveeduría en algunas partes de la república.

Y recordó que algunos empresarios de la región oriente han considerado necesario comenzar a buscar canales de gobierno para prever soluciones en caso de ser necesario. “Esa parte de Morelos cuenta con empresas muy importantes en rubros como el agropecuario e industrial, sobre todo en el parque de Yecapixtla, y es menester anticiparse a los hechos”, indicó.

El traslado de productos primarios y secundarios se hace por tierra, sobre todo hacia la capital del país o hacia el estado de Puebla, de tal manera que se depende de la gasolina para todo lo anterior.

Sin embargo, abundó, no deberá perderse de vista que el desabasto encarecería productos que -a su vez- generarían inflación y eso le pega fundamentalmente a la gente; “es lo que debe evitarse”.

La posición del gobierno del estado es que aquí no tenemos desabasto, lo cual es cierto, en lo que se refiere a Cuernavaca, su área conurbada y la mayor parte de la parte surponiente; pero al oriente hay ciertas dificultades, aunque reconoció que como el abastecimiento es cada tercer día, a veces sólo es cuestión de tres o cuatro horas de pérdida de tiempo para obtener el energético.

 

 

 

El presidente de la Confederación de Radio Taxis del estado de Morelos, Víctor Lara Alarcón, dijo que el problema de escasez de gasolina que en algunos estados de la república ya hace crisis en Morelos aún no se presenta.

“Por lo menos hasta ahora nuestras unidades siguen cargando gasolina, diésel y gas sin mayores contratiempos, no se percibe conflicto alguno en ese sentido, sin embargo, estamos alerta, a través de nuestros operadores y choferes, para resolver el tema en caso de que llegue a presentarse”, destacó.

Aclaró incluso que a fin de evitar que el personal en la calle traiga dinero en efectivo, desde hace un buen tiempo, el abastecimiento se da a partir de vales que son canjeables en las gasolineras, de esa forma se evitan robos y se mantiene una mejor contabilidad para efectos fiscales.

Mata Alarcón agregó que incluso, con empresas a las que se les presta servicio de taxis, todo se hace ya a partir de transferencias económicas electrónicas y en lo referente a los insumos energéticos los mecanismos son similares.

Y en torno a la polémica relacionada con la intención del gobierno del estado en el sentido de aplicar este año el reemplacamiento vehicular, Víctor Lara consideró que “eso es urgente porque como es sabido, al interior del sistema estatal de transporte público hay circulando por todos lados automotores sin control, ni permisos en regla”.

Son miles de unidades, buena parte de ellas incluso robadas o con doble placa que ofrecen servicio de transporte y el reemplacamiento sería la forma de hacer una limpia total en ese sentido, por eso se ha platicado ya con las autoridades de la Secretaría de Movilidad y Transporte (SMyT) para que se aplique ese procedimiento, informó.

Después abundó en el sentido de que incluso se buscará de manera masiva una reunión con la legislatura local, a fin de que les explique por qué no autorizaron tal decisión, ya que ayudaría a acabar con muchos vicios que se vienen padeciendo desde hace largo tiempo.

Que tiene un costo, es normal, refirió, pero vale la pena, porque “nosotros pagamos miles de pesos por mantener las unidades en regla, es mucho dinero el que está en juego como para que vivales, sin respetar normas legales, hagan de las suyas, afectando a todo el gremio, por eso no sólo estamos de acuerdo con lo anterior sino que seguiremos presionando”, concluyó.

 

 

La presencia de comerciantes y negocios ambulantes en el primer cuadro de la capital del estado no tiene límite, cada día se ven más y no parece haber autoridad capaz de meter orden en ese sentido, consideró el presidente de la Unión de Artesanos y Plateros del Centro Histórico, Arturo Salgado Porcayo.

Lo anterior ya es motivo de preocupación porque particularmente durante el largo puente vacacional que terminó hace unos días, las ventas para el gremio descendieron entre un 15 y 20 por ciento, porque todo el desorden que provocan impacta en la presencia de consumidores, sostuvo.

“No estamos contentos con lo que pasa, es necesario que se haga una revisión y se someta al orden a quienes sin ninguna norma invaden calles, plazas y banquetas, con el consentimiento de las instancias legales, porque eso es un hecho, sin lo anterior, no sería posible tal cosa”, estimó.

Y en lo que se refiere a su situación de permanencia en ese lugar, Salgado Porcayo dijo que se han empezado a buscar reuniones con algunos funcionarios del ayuntamiento capitalino y del gobierno estatal para ir tomando acuerdos y decisiones, a fin de acabar con la incertidumbre y amenaza de desalojo.

Hay algo que nos tranquiliza, abundó, que desde que era alcalde el hoy gobernador Cuauhtémoc Blanco Bravo, era de la idea de construir una plaza subterránea, “debajo de donde nos ubicamos, que es un proyecto largamente propuesto por nosotros”.

“No se ha platicado con él, pero igualmente se tiene conocimiento de que el edil Antonio Villalobos busca el mismo propósito, lo cual llevaría a una coincidencia de decisiones y sería lo mejor porque tampoco se desea ser factor de conflicto permanente como ocurre hasta ahora”.

Pero no sólo para eso se busca acercamiento con las instituciones, agregó; se tienen muchas necesidades, sobre todo estructurales y económicas. Hace mucho que se requiere de una mejora integral a la plaza de artesanos, las instalaciones son muy viejas, independientemente de que se demanda promoción y publicidad para favorecer la mejora en ventas.

Esa es una de las peticiones que se harán, tanto al municipio como al estado, porque se es parte de la imagen del primer cuadro de la ciudad y la disposición es contribuir en ello para alcanzar un aspecto diferente, consideró Salgado Porcayo.

 

 

El presidente de la Asociación de Comerciantes del Centro Histórico dice esperar seguridad y el ordenamiento del ambulantaje con las nuevas administraciones de los tres niveles de gobierno.

Particularmente, este puente vacacional de fin y principio de año -en lo que corresponde al comercio- se alimenta fundamentalmente del consumo local. El turismo significa acaso un 20 por ciento de los ingresos o ventas que se logran, por ello es muy importante que los municipios y el estado cumplan con el pago de prestaciones a sus trabajadores, ya que de ello depende el sector, indicó el presidente de la Asociación de Comerciantes del Centro Histórico Pro Centro, Eduardo Peimbert Ortiz.

“Lamentablemente y, hasta donde sabemos, todavía la absoluta mayoría de los ayuntamientos no han liberado lo que corresponde al pago de aguinaldos, y la clase trabajadora no tiene recursos para sus compras navideñas”, señaló.

Luego agregó que la economía se mueve por sectores. “Los comerciantes del primer cuadro de la ciudad de Cuernavaca dependemos de los consumidores locales, pero si se les pregunta a los restauranteros, ellos seguramente basan su negocio más en el turismo y, sobre todo, aquellos establecimientos de muy buen nivel”.

No obstante, se dijo confiado en que las instituciones gubernamentales deberán cumplir sus compromisos de ley en materia salarial y, seguramente, en una semana o más ya las condiciones financieras familiares serán distintas y el cambio se comenzará a observar en las calles.

Peimbert Ortiz reiteró, como en otras ocasiones, que se sigue esperando una solución al problema del ambulantaje. “Platicamos con el presidente municipal, se comprometió a que esta vez habrá orden en esa materia, es decir, queremos pensar que ahora no se les permitirá a esos vendedores informales tomar las calles e instalarse frente a nuestros negocios, ojalá cumpla”.

Y en lo relacionado al aspecto de la inseguridad, lamentó que el ambiente siga siendo desafortunado. “Podemos decir que esa es otra historia, pero el patrullaje de mil 800 militares por las calles en algo ayuda, independientemente de que ya se acordó un trabajo de coordinación entre los tres niveles de gobierno”.

Incluso, agregó, la Policía Federal viene haciendo sus propios recorridos y sí se observa una preocupación real del presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador, por cambiar las cosas, aunque algunos de los acuerdos en esa materia se vienen programando hasta inicios de enero del año entrante, “cuando esto urge, no se puede vivir permanentemente en la angustia y el riesgo”.

 

 

 

Empresarios se unen a quejas por elevado costo de peaje en la autopista Siglo XXI.

El nivel de competitividad del estado de Morelos depende en mucho de su red de comunicación vial. Si bien es cierto que el estado es una de las entidades mejor comunicadas en el país, por lo pequeño de su territorio, buena parte de las carreteras están en malas condiciones, consideró el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Ángel Adame Jiménez.

Y en ese tenor, mencionó, se requiere de un buen trabajo de recuperación, pero, fundamentalmente, terminar proyectos inconclusos como en el caso de la ampliación a cuatro carriles de la autopista La Pera-Oacalco, que lleva años de haberse iniciado y sigue sin concluirse.

Consideró que dicha ampliación acortaría considerablemente los tiempos de recorrido entre la zona oriente del estado y la Ciudad de México, independientemente de que lo anterior reduciría en mucho el nivel de riesgo de accidentes, por la presencia de vehículos pesados que obligan a rebasar en tramos peligrosos.

Adame Jiménez agregó que esta autopista es el trayecto obligado para todo el movimiento de mercancías y productos industriales en la comercialización que se da entre aquella parte de la entidad y la capital del país, por eso es de singular trascendencia que se le ponga interés el tema y se haga lo necesario para terminarla.

Para el sector empresarial, consideró, la inversión en ese tipo de infraestructura es la llave para pensar en nuevas inversiones o ampliaciones de la planta productiva y empresarial ya existente y, si bien es cierto que se acaba de inaugurar la autopista Siglo XXI en un tramo de 62 kilómetros que conectan el oriente con el surponiente, se trata de una vialidad muy cara, que por ahora no se ajusta a las necesidades y condiciones económicas de aquella región.

En ese tenor, incluso se manifestó a favor de que el gobierno estatal haga las gestiones correspondientes a fin de que se reconsidere la tarifa de peaje aplicada a esa autopista; los casi 200 pesos que cuesta el recorrido es algo que muchos campesinos y pequeños comerciantes no pueden cubrir, porque ahí se les va parte de sus ganancias.

Por lo anterior, en estos momentos, resulta mucho más útil el esfuerzo de ampliación de La Pera-Oacalco, porque el movimiento que en materia de intercambio comercial se da por ahí es enorme; incluso una parte del estado de Puebla viaja por esta parte de la entidad.

 

 

 

 

Miércoles, 12 Diciembre 2018 05:39

Reclaman empresarios continuar proyectos

Autopistas, gasoducto, ferrocarril…

La construcción de infraestructura de desarrollo es fundamental en cualquier estrategia que busque mayor competitividad y bienestar integral y, por causas diversas, se han dejado proyectos incompletos que involucran al estado de Morelos y que es urgente darles continuidad, consideró el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Ángel Adame Jiménez.

Dijo que es lamentable el retraso que sigue presentando la ampliación a cuatro carriles de la autopista La Pera Cuautla, una vialidad que en las condiciones actuales provoca muchos accidentes y hasta pérdidas materiales y de vidas, por ser un trayecto intensamente utilizado para el transporte de productos agropecuarios e industriales de la zona oriente de la entidad e, incluso, del estado de Puebla hacia la capital del país.

Y si bien es cierto que se inauguró la autopista Siglo XXI, que prometía detonar aquella parte de la entidad, lo caro del peaje es un obstáculo para tal efecto y se debería reconsiderar la tarifa, porque no corresponde a la realidad que vivimos, estimó.

Pero además de lo anterior, es indiscutible que la indefinición que se da en torno a la construcción del nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad de México impacta en buena parte de la zona centro del país, y de ello Morelos no escapa. Luego agregó que se espera que el presidente Andrés Manuel López Obrador tome decisiones definitivas en lo que se refiere a la termoeléctrica, el gasoducto y el regreso del ferrocarril. “Si todo lo anterior prosperara, otro gallo nos cantaría, seríamos mucho más competitivos”.

Para el aún presidente del Colegio de Ingenieros Civiles del Estado de Morelos, Alejandro Rosas López, la reactivación de proyectos como La Pera, el NAICM o la conexión vial del Polvorín hacia el aeropuerto Mariano Matamoros, que le dé vida al Puente Apatlaco, sería algo que modificaría los escenarios y le daría al sector empresarial un empuje histórico.

Pero sobre todo, consideró, se reactivaría la economía local, se ampliaría la conectividad y habría condiciones para el ingreso de nuevas inversiones, que tanto empresarios constructores como profesionales del ramo requieren para ofrecer mejores oportunidades en todos los sentidos.

Javier Atrisco Meneses, líder del Sindicato de Trabajadores de la Industria del Auto Transporte (STIAT), se quejó de la falta de responsabilidad y compromiso de la administración federal anterior, porque permitió toda clase de abusos en lo que a la obra La Pera-Cuautla se refiere.

“Lejos de representar en este momento una oportunidad de empleo y desarrollo, son cientos de millones de pesos inutilizados y abuso de parte de constructores que a pesar de haber cobrado ya casi la totalidad del contrato por los trabajos desarrollados, nos han dejado colgados, por eso se debió llegar a un paro de actividades a fin de obligarlos a cumplir, pero ninguna autoridad ha querido intervenir”, señaló.

 

La asociación de artesanos y comerciantes de plata y artículos típicos de Cuernavaca reclamó a las autoridades, estatales y municipales el haber convertido en un tianguis la plancha de la plaza Emiliano Zapata, conocida también como Plaza de Armas.

Arturo Salgado Porcayo, dirigente de la agrupación manifestó que “de nada sirvió que quitaran a los vendedores que se habían instalado frente al Museo Cuauhnáhuac, porque ahora el zócalo capitalino está convertido en un negocio no sabemos de quién”.

Recordó que “en una reciente incursión de comerciantes, se instalaron más de 400 puestos, lo que nos dijeron fue que pagaron 480 pesos por día cada uno durante el tiempo que vendieron ahí, lo que significa que alguien está haciendo negocio con esos espacios públicos, ya de una forma similar como se hacía en el reciente pasado”.

Pero la molestia ahora, abundó, es porque entre quienes están ahí “trabajando”, hay algunos que venden plata y artículos que nosotros comercializamos, lo que significa una competencia desleal y además ni siquiera son de Morelos, todo indica que vienen de Taxco y otros pueblos del estado de Guerrero”.

Y a fin de presentar sus inconformidades, sostuvo que han buscado durante tres ocasiones a funcionarios de la Secretaría de Administración del gobierno estatal, porque es desde ahí que se otorgan los permisos de uso de la plancha, pero “es más fácil ver al gobernador Cuauhtémoc Blanco Bravo que a esos servidores públicos, nadie quiere dar la cara”.

Salgado Porcayo se dijo contrariado, porque “seguimos padeciendo la falta de programas de promoción que nos afecta con una alta reducción del índice de ventas y todavía hay que aguantar este tipo de inconvenientes, francamente no podemos estar de acuerdo”.

“Y como nadie nos quiere escuchar, lo más seguro es que tengamos que salir a la calle a mostrar nuestra inconformidad y sobre ello se viene dialogando con los compañeros; no podemos quedarnos con los brazos cruzados o seguirán abusando cada vez más de nosotros”, abundó.

Se entiende que por ser principio de sexenio, todavía no se tiene muy clara la relación que se tendrá con las nuevas autoridades, sin embargo, de seguir así las cosas, se deberá pensar en un plan de lucha permanente para poder defender los derechos de los agremiados, advirtió Arturo Salgado.

 

 

Piden que se garantice la seguridad de los automovilistas en dicha vía carretera.

El retiro de las barreras centrales de contención del Paso Exprés Cuernavaca es una medida muy acertada. Independientemente de que reducirá el número de accidentes vehiculares, el tránsito se agilizará y ello redundará en beneficio de todos, consideró el presidente del Colegio de Ingenieros Civiles del Estado de Morelos (CICEM), Alejandro Rosas López.

No obstante, consideró que las autoridades responsables del control de esta importante vialidad deben iniciar una intensa campaña de concientización a través de los diversos medios posibles, porque tendrán que establecerse límites de velocidad.

Sugirió que lo más prudente sería considerar como máxima velocidad los 90 kilómetros por hora, que es algo prudente, porque en buena medida, son los excesos en ese sentido los que han llevado a incidentes lamentables, en los que se han dado pérdida de vidas.

Rosas López agregó que “lo anterior habrá de venir acompañado de una señalización muy calculada, porque habrá tramos en los que las barreras deberán permanecer por circunstancias normales y se tiene que advertir al usuario de todo eso”.

“La verdad –abundó- es que a estas alturas y, como refieren algunas autoridades estatales, es un gran bulevar de Cuernavaca, pero se le tiene que dar mucha seguridad, ya que las mediciones indican que diariamente circulan por ahí unos 100 mil automotores, tanto locales como foráneos.

“Dependiendo de cuál sea el caso, es decir –destacó- si sigue en manos de Caminos y Puentes Federales o pasa a ser control de la entidad, se deberá de mantener una vigilancia permanente, con la policía de caminos o la estatal, porque también eso es algo que no se ha tomado en cuenta. Hay muy poco auxilio cuando las circunstancias así lo demandan”.

Estimó que con cuatro carriles de cada lado debe ser suficiente, por ahora, para mantener una fluidez adecuada, de tal manera que el espacio restante se aproveche para la realización de cualquier maniobra que se deba desarrollar, como en el caso de percances.

No obstante, insistió en que todavía hay muchos desperfectos que corregir. “Existen tramos muy peligrosos, porque no cumplen con las especificaciones físicas y técnicas que una obra así demandaba, y eso, ya sea la administración estatal de gobierno, a través de la Secretaría de Obras, o Capufe, tienen la responsabilidad de subsanarlo, porque fue un trabajo muy mal hecho”.

 

 

 

 

Página 1 de 332
logo
© 2018 La Unión de Morelos. Todos Los Derechos Reservados.